Keeping your heels down when riding

3 mejores consejos para mantener los talones bajos al montar

Todo jinete, sea cual sea el nivel o la disciplina, debe recordar siempre que debe mantener la línea de la oreja al hombro, a la cadera y al talón. Esto mantiene al jinete en equilibrio sobre el caballo. Si esta línea se rompe, el equilibrio del jinete cambiará automáticamente y afectará al caballo de forma negativa.

En cambio, tu pierna debe cubrir bien a tu caballo, relajada y con los talones hacia abajo. Sin embargo, mantener los talones abajo es uno de los problemas más comunes que encuentran los jinetes. Puede ser difícil hacerlo por varias razones: tal vez tus pantorrillas no sean flexibles, tal vez estés agarrando demasiado el asiento o alguna otra cosa.

En este artículo encontrarás los tres mejores consejos para mantener los talones abajo.

Siéntate en dos o tres puntos

No importa tu disciplina, incluso si eres unjinete de doma, acorta tus aciones y siéntate en un asiento de dos o tres puntos. Como tus estribos son más cortos, es automáticamente más fácil mantener los talones abajo. Sin embargo, si todavía te resulta difícil, ponte al trote o al galope y da una vuelta al ruedo durante unos buenos cinco o diez minutos.

Esto te ayudará a colocarte en la posición correcta, ya que a la larga, mantener el peso fuera de los talones resultaría agotador. Tus talones empezarán a presionar automáticamente hacia abajo.

Estira en casa

Tus pantorrillas o la parte interna de los muslos pueden estar simplemente tensas, lo que te impedirá presionar los talones y mantenerlos ahí. Así que tómate un tiempo en casa y estira las pantorrillas y la parte interna de los muslos. Puedes estirar las pantorrillas empujando los dedos y la planta del pie contra una pared, manteniendo la pierna recta e inclinada hacia la pared. Sentirás que tus pantorrillas empiezan a estirarse.

Además, estira la parte interna de los muslos sentándote en el suelo y abriendo las piernas todo lo que puedas. Mantén la espalda recta e inclínate hacia delante.

La línea de embestida es tu mejor amiga

Los jinetes experimentados se pasan horas en la cuerda de tiro practicando el asiento correcto. Pide a tu entrenador que te haga un longe en un caballo tranquilo, deja caer tus estribos de seguridad y haz círculos con los dedos de los pies y los tobillos. A medida que tu pierna se relaje, será más fácil mantener los talones abajo.

Cuando tu instructor está presente, puede darte consejos muy valiosos sobre cómo corregir tu postura y mantener los talones abajo. También puede decirte cuándo lo estás haciendo correctamente, para que aprendas cómo se siente.

Estribos magnéticos de seguridad

Ten en cuenta que nuestros estribos magnéticos de seguridad también puede ser una gran ayuda para la posición correcta de los pies. Los imanes de los estribos y tus plantillas magnéticas se atraen el uno al otro, asegurando que tu pie esté siempre en el lugar correcto.

Conclusión

Aunque los talones parezcan una parte tan pequeña de tu cuerpo, de tu posición y de tu postura, mantener los talones abajo es muy importante para mantener un equilibrio correcto. Con sencillos ejercicios, puedes conseguir un mejor asiento, lo que a la larga hará que tus ayudas sean también más eficaces.